¿Puedes ir con tu perro en transporte público? Conoce todas las restricciones.

*creditos imagen: Hombre en el metro con su perro por BOOCYS - stock.adobe.com

¿Puedes ir con tu perro en transporte público? Conoce todas las restricciones.

Seguramente te has preguntado mil veces: ¿cómo puedo viajar con mi perro en transporte público? La verdad es que nuestro país es cada vez más dog- friendlly, por lo general, creando normas y habilitando espacios que facilitan la vida a sus dueños y velan por el bienestar de los animalillos. Todo ello sin molestar a los haters de los perros 🤷‍♀️¿Quién puede odiar a estas criaturitas?

Uno de los grandes avances en este sentido, y que ha supuesto una auténtica rallada para los que van siempre con su mascota, es el acceso a los distintos medios de transporte público. Ir todo el día de acá para allá a patita a veces cansa... incluso a tu perrito. Por eso, algunas comunidades ya permiten la entrada al mejor amigo del hombre, pero ¡ojo! hay excepciones. ¿Cuál es la situación ahora mismo?

Viajar en metro 

Desde 2017, en todas las estaciones de metro de la Comunidad de Madrid, los perros pueden viajar junto a sus dueños siempre que se siga la siguiente normativa. ¡Apunta!

Los perros deben estar perfectamente identificados con su chip y es súper obligatorio el uso de bozal, aunque te de penita... 😣

Además, cada viajero solo puede llevar un perro. Por lo que si, por algún casual, tienes dos o más, tendrás que decidir con cuál de ellos quieres viajar (¿papá o mamá?).

Siempre deben ir atados con correa y esta no puede superar los 50 centímetros. También es obligatorio que vayan en el último vagón del tren y que en ningún caso ocupe el asiento de un pasajero ni utilice las escaleras mecánicas o los pasillos rodantes. 

Por último, los perritos no podrán pasar de 7:30 a 9:00 de la mañana, de 14:00 a 16:00 del mediodía y de 18:00 a 20:00 de la tarde. Durante los meses de julio y agosto, como hay menos gente que va a trabajar a esas horas, no hay limitación de acceso.

Mascota en cercanías por Przemyslaw Iciak - stock.adobe.com 

En Barcelona, por otro lado, las normas para viajar con perro en transporte público son similares. Comenzó a permitirse tres años antes que en la capital y la única diferencia es que el horario es algo más restrictivo, prohibiendo su paso de 7:00 a 9:30 de la mañana y de 17:00 a 19:00 horas. 

Viajar en bus

En estos casos, solo pueden viajar en autobús, tanto en la Comunidad de Madrid como en Barcelona, los perros guías o los que están en adiestramiento para el mismo fin, aunque sí se aceptan perritos pequeñitos que vayan en algún tipo de transportín. 

Si tienes un perro grande, vas a tener que moverte en metro o hacer culo y pegarte la caminata.

Viajar en cercanías 

Sin embargo, los cercanías no distinguen a los perros por tamaño y pueden entrar todos los que quieran. Eso sí, con bozal y atados con una correa de metro y medio, como máximo.

En cualquier caso, aunque seas un amante de los animales y no puedas entender como una cosita tan mona y pequeñita puede dar miedo a alguien, debes tener en cuenta que hay personas a las que no les gustan nada los perros. Por eso tienes que intentar que todos los demás viajeros estén cómodos al lado de tu mascota. Lleva chuches para poder sobornarle si le ves reboltoso 😉

¡Y eso es todo! ¿Te parecen apropiadas estas medidas o quitarías alguna? 

MOTOR: Otros