Día Mundial de la Lucha contra el SIDA

*creditos imagen: Gary van der Merwe/Creative Commons

Día Mundial de la Lucha contra el SIDA

El pasado 1 de diciembre se celebraba un año más el Día Mundial de la lucha contra el SIDA. ¿Por qué es tan importante recordarlo?

Lo que fue una enfermedad en los 80 y 90 que dejó numerosas víctimas y que la gente asociaba a drogadictos y homosexuales, hoy día es una patología (enfermedad para los de la LOGSE) controlada en el mayor número de casos y que casi nadie, salvo los típicos ignorantes, asocia a ningún colectivo. Aunque en el sur del continente africano sigue siendo un problema, en Occidente se ha ganado mucho terreno a esta enfermedad a través de medicamentos y otros tratamientos.

Si hay un campo en el que todavía queda mucho por luchar, es el de las relaciones sexuales, ya que las cifras de contagios han aumentado ligeramente en los últimos años por no utilizar métodos anticonceptivos tan básicos como el preservativo. Con tomar una medida como esa con el típico ligue de una noche que no conoces de nada, o si sospechas que la persona con la que te vas a enrollar puede estar contagiada, evitarás pillar la enfermedad y pegársela a alguien. Así que no vayáis de modernos y liberales con estas cosas.

¿Por qué se celebra el Día Mundial de la lucha contra el SIDA?

Principalmente para visualizar lo que sigue siendo un problema. Menos que hace dos décadas, claro, pero mucha gente todavía necesita ese apoyo para que se siga investigando sobre la enfermedad, para que los pacientes no sufran discriminaciones sociales o laborales, o para que se dejen atrás esos prejuicios rancios sobre que solo los gays, las prostitutas y los drogatas sufren esta enfermedad.

Los tres objetivos son cruciales, pero hay un cuarto que es casi más importante: informar, sobre todo a la generación Z, de lo que debe hacer para no contagiarse ni transmitírselo a nadie. Parece que con el descenso de la mortalidad y los casos de SIDA, mucha gente joven no lo tiene claro, por eso no está de más recordarlo y hacerles ver que la pueden liar muy gorda si no toman las medidas necesarias.

¿Cómo ayudar en la lucha contra el SIDA?

Hay diversas formas de ayudar a luchar contra el SIDA. La primera es con una donación a muchas de las ONG's que aportan su granito de arena en materia de investigación o con el propósito de hacer la vida más llevadera a los enfermos. Otras, sin que conlleve rascar tu bolsillo, van desde repartir condones de la mano de esas ONG's en lugares de riesgo o simplemente compartiendo y divulgando en tus redes sociales información útil contra la enfermedad, como la forma de combatirla, los métodos de prevención, etc. Así que deja tanto postureo con las fotitos y comparte de vez en cuando cosas que ayuden a los demás. ¡La causa lo merece!

MODA, BELLEZA Y SALUD: Otros