Deportistas que se vienen abajo tras la derrota

*creditos imagen: Facepalm por desánimo por Fayee - stock.adobe.com

Deportistas que se vienen abajo tras la derrota

Hay deportistas que son capaces de reponerse tras una dura derrota y otros que lloran, literal o figuradamente, por cada esquina.

“Es que no saben perder, tú”. La famosa frase de Xavi cuando le preguntaron por la polémica victoria que había conseguido hacía unos días ante el Real Madrid en Champions League es la evidencia de todo esto. Aquel partido desembocó en la conocida rueda de prensa de Mourinho, con lo del “¿Por qué?”.

Y es que el día después de los deportistas es uno de los más complicados. Ya se haya ganado o se haya perdido, hay que lidiar con esas emociones para volver a rendir al máximo en el siguiente encuentro.

La magia de la NBA

Esta es una de las cosas que mejor tienen aprendidas en la NBA. Es cierto que su liga es de 82 partidos de temporada regular (más los playoffs) por lo que si no supieran gestionar el fracaso de manera eficiente no podrían competir.

Sin embargo, en otros deportes existen ejemplos de deportistas a los que no les gustaba perder ni a las canicas. ¡Vamos a ver tres deportistas con malperder!

Deportistas por vectorfusionart- stock.adobe.com

Cristiano Ronaldo, the best

Si te hablo de deportistas con mal perder, este debería encabezar la lista. Es que tiene hasta mal ganar, vamos no me fastidies. Anunciar que se va del Real Madrid después de ganar la final de Champions para quitarle protagonismo a su compañero Bale, enfadarse cuando sus compañeros marcan gol porque no lo ha marcado él… Hay muchos ejemplos por los que Cristiano encabeza la lista.

John McEnroe, crack del tenis

Aunque la auténtica leyenda del mal perder es McEnroe. El jugador de tenis era como el ‘chico’ malo de este deporte en los años 70 y 80 y protagonizó un duelo similar al de Nadal y Federer con Bjön Borg. Sin embargo, cada vez que perdía, el británico reclamaba acciones al árbitro, contestaba cada jugada o se enfadaba y rompía la raqueta. Un divertido ejemplo de lo que no se debe hacer.

Zinedine Zidane perdió la cabeza

Termino con uno de los jugadores más talentosos de la historia del fútbol, pero no por ello mejor perdedor. Es verdad que Zidane perdió poco durante su carrera, pero en varias ocasiones terminó expulsado por darle un cabezazo a su rival a causa de la frustración. La primera vez ocurrió en Italia y el Real Madrid lo fichó con varios partidos de sanción. La última, ocurrió en la final del Mundial, empañando su retirada. 

Fútbol